El Monte de las Cenizas

Holaaaaaa!

Seguimos con cositas que he ido visitando en mis días de descansito en la playa, concretamente en la Región de Murcia.

Antes de nada dar las gracias a mis tres chicos compañeros de ruta. A mi padre por su cabezonería de querer conocer aquello, a mi marido por animarme a hacerlo y a “mi” Ángel, un liante de los pies a la cabeza, que me pintó un recorrido que con sólo pensarlo me faltaba el aire y que finalmente resultó ser un paseo espectacular y muy gratificante.

Comenzamos…

IMG_1403

El Monte de las Cenizas está situado dentro de el Parque Nacional de Calblanque, Monte de las Cenizas y Peña del Águila, muy cerca de Portmán, en un área de reserva de gran valor ecológico. Posee una altura de unos 307 metros sobre el nivel del mar, con unos 6 km ida y vuelta (nosotros anduvimos unos 8km) y un desnivel de 155m.  

En la cima del mismo se construyeron unas baterías como parte del plan de defensa de 1923. La batería de Cenizas se construyó en 1931, sobre otra edificación anterior del siglo XVIII y dejó de estar en servicio en el año 1994.

Estas baterías como otras construidas por la costa tenía la misión de proteger la base naval de Cartagena. Aún se conservan sus instalaciones militares y los dos impresionantes cañones Vickers modelo 1923, construidos de acero que poseen un calibre de 381mm, 18 metros de longitud, más de 88 toneladas de peso y un alcance de 35 Km, exactamente iguales a los instalados en los Castillitos de Cabo Tiñoso. Cuentan que cuando estos cañones disparaban, avisaban a los vecinos de Cartagena por el gran ruido que hacían y que incluso llegaron a romper cristales en los edificios de la ciudad.

Y una vez hecha la introducción… cogemos aire (el agua y los zumos ya los llevaba mi Ángel en su mochi, jajaja) y… andando!

El sendero que nos conduce hasta el mirador de Cenizas, recorre parte de un denso pinar que se extiende por la umbría del Monte de las Cenizas. El camino de acceso es una fácil ruta de senderismo, aunque el empedrado hace un pelín dificultosa la subida el final tiene su recompensa.

El recorrido y el mirador nos regalan unas vistas a un paisaje costero espectacular sobre el Mar Mediterráneo, la bahía de Portmán, el Mar Menor y toda la costa de Calblanque.

(Perdonar mi careto en alguna foto pero iba asfixiada, y no por la ruta en sí, sino por el calor que hacía y eso que madrugamos).

El collado (donde comienza el sendero), dibuja la línea divisoria entre la solana de la Peña del Águila y la umbría del Monte de las Cenizas. La bonita y sinuosa pista forestal se adentra por un espeso y continuado pinar de carrasco, donde crecen ejemplares de encina, ciprés de Cartagena, espino negro, romero, palmito y otras especies de matorrales del sureste ibérico acostumbrados a los climas cálidos.

Al final del sendero nos aguarda la batería militar del Monte de las Cenizas, pasando bajo una monumental portada de hormigón inspirada en el Templo de los Guerreros Blancos de las ruinas de Chichen – Itzá, de estilo maya-tolteca.

Nos impresionarán todas las edificaciones militares y pabellones que aún conservan el nombre que los identifican y que representan un magnífico ejemplo de arquitectura militar que se encuentra protegido por la Ley de Patrimonio Histórico Español.

Nuestra marcha termina en un gran mirador circular donde se asienta uno de los dos impresionantes cañones Vickers que posee la batería.

La magnífica panorámica que disfrutaremos desde aquí, es el final de este entretenido y bello sendero. Hacia el este apreciaremos el Mar Menor y toda la línea montañosa y litoral del área de Calblanque, y hacia el oeste, los imponentes acantilados de la sierra de la Fusilla, sierra ente la Unión y Escombreras -Cartagena-, y al fondo el impresionante Cabo Tiñoso.

IMG_1332

(Mis tres mosqueteros disfrutando de las vistas en el mirador)

Después de ver aquella maravilla y dar una vuelta por los alrededores tocaba bajar… os dejo fotos varias del recorrido.

La bajada se hizo rápida y el calor apretaba de lo lindo. Lo que premiaba la subida era las vistas y todo ese mirador con el cañón espectacular, pero el premio de la bajada era “caldero” o “paella” porque todavía no me quedó claro que me pidió Ángel, jajajaja.

Habíamos quedado con el resto de la tropa (las chicas de la casa) para comer en Cala Flores. Pasamos una mañana espectacular. Y de verdad… mereció la pena!

Desde aquí una vez más dar las GRACIAS a Ángel por acompañarnos a cumplir uno de los deseos de PEPE y picarnos en esta aventura.

Y ustedes no se preocupen… que tengo más aventurillas! y si deciden hacer la ruta no se olviden de ropa cómoda, agua, gorra, deportivas (¿o son playeras, Ángel? jajaja) y sobre todo… muchas ganas!!!

IMG_1402

Espero que les haya gustado el paseo y les dejo unas panorámicas de mi ayudante.

Recuerden que les espero!

 

IMG_1435IMG_1438

IMG_1555

Besitos a Tutti!

IMG_1410Muaks. Gemi.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s